De dólares, huevos y la canasta

De dólares, huevos y la canasta

¿Conviene ahorrar en dólares?

Yo tenía 12 años. Fue mi primer ahorro, producto de todo un esfuerzo de trabajo de verano. Corría agosto del 1984, y yo me había ganado mis primeros RD$500.

Aspirando a financista, fui con mi madre a la sucursal del Chase en la Tiradentes para abrir mi primera cuenta de ahorro. Pagaban poco, pero lo importante era que ya tenía mi propia libreta bancaria. ¡A mi nombre!

El sentido de realización duró muy poco. Aunque mi cuenta era en RD$, yo estaba ya consciente que aquellos RD$500 equivalían a aproximadamente US$400. No le tenía un propósito a mi cuenta en específico, pero de seguro que sería para algún juguete de “Star Wars”, y aquellos eran todos importados.

Quién sabe por cuál de las crisis económicas, pero lo cierto es que poco tiempo después sobrevino una tremenda devaluación, y mis US$400 se convirtieron en menos de US$50.

Así, por arte de magia, perdí todo el valor real de mis ahorros. Decepcionado, cerré aquella cuenta que sólo me dio para comprarme un figurín de Luke Skywalker en vez del Halcón Milenario grande con el que soñé.

La devaluación del 1984 no fue única. Repitió nuevamente de forma dramática a inicios de los 1990 y, todos recordamos, la de 2003 a raíz de la crisis bancaria. Aunque por razones distintas, tuvieron las mismas consecuencias.

Claro está, aquellas eran situaciones extremas. Por ejemplo, vemos en la primera gráfica que de haber invertido RD$100,000 en depósitos a plazo fijo en RD$ en diciembre de 2005, equivaldrían (en US$ de hoy) a US$4,062. Más, y por una suma nada despreciable (US$600 o 17%), que la alternativa de invertir en un depósito a plazo fijo en US$ en el mismo banco múltiple.

En qué moneda invertir?

La gran moraleja, tanto de mi trauma financiero infantil y el análisis de inversión en diferentes monedas, es que la diversificación es fundamental para nuestra paz mental. Como dice el viejo dicho: Nunca, pero nunca, pongas todos tus huevos en una sola canasta.

¿Quiere esto decir que no recomiendo ahorrar o invertir en RD$?

No. Claro que no. Aún con la devaluación que hemos enfrentado en años recientes (desde 2005), el diferencial a favor del ahorro local sigue siendo atractivo.

La sugerencia es que diversifiquemos nuestros ahorros, colocando un 60% de todos nuestros fondos bien invertidos (es decir, no en cuentas de ahorro que pagan 1%) en RD$ y el otro 40% en depósitos a plazo fijo, posiblemente en nuestras mismos bancos múltiples.

Piense en el mayor de los guruses financieros de nuestro país (HVA, Pepín Corripio, Carlos Asilis o Luis Molina Achécar, por ejemplo), y le puedo asegurar que ninguno de ellos tiene todas apuestas a una sola moneda. Se diversifican, como la prudencia, el buen juicio y nuestra historia económica reclaman.

En la segunda gráfica vemos la distribución de los depósitos en moneda extranjera. Llama la atención que a noviembre de 2014, el 30% de todos los depósitos del sector privado estaba en moneda extranjera. De hecho, la banca múltiple tiene 22% más en cuentas de ahorro en US$ que las que tiene en RD$.

Pero… Ojo con el ahorro en dólares

Sea un plazo fijo o una simple cuenta de ahorro en US$, es importante tomar en cuenta los mínimos requeridos para abrirlos. Y también que si no se mantienen esos balances en las cuentas de ahorro, pueden aplicarse necias comisiones.

Los intereses varían, pero siempre tenderá ser mejor, luego de acumular un cierto monto en una cuenta de ahorro, pasarlo a un plazo fijo donde se puede obtener un retorno tres o cuatro veces superior.

Algunos querrán saber cuándo es el mejor momento para cambiar de una moneda a otra o si será mejor invertir en US$ o en Euros. Ambas son estrategias más especulativas que otra cosa y que, en mi opinión, sólo aumentan los costos de las transacciones y el riesgo que se asume.

La lección aprendida 30 años atrás no la he olvidado. Aún sueño con aquella nave que pilotaba Han Solo. Desde entonces aplico, sin importar el momento, la lección básica de diversificar mis ahorros por moneda. Piénselo.


“El tiempo destruye la especulación de los hombres, pero sirve para confirmar su naturaleza.”

Marcos Tulio Cicero


 

Alejandro Fernández W.

Alejandro Fernández W.

Analista financiero, con más de 20 años de experiencia trabajando con el sector bancario dominicano.



Audiencias
Depositantes

Artículos relacionados

Toca aprovechar el momentum

“Compartimos el enfoque de la calificación de riesgo Fitch Ratings, que describe la fortaleza del sistema bancario en un contexto

¿Un centro financiero independiente?

Desde hace un par de años vengo oyendo la idea, pero nunca puse mucha atención. Luego supe de algunos profesionales

Los bancos del Presidente

El (nuevo) Banco de la Mujer. El (nuevo) Banco de los Pobres. El (nuevo) Banco de Desarrollo para la Exportación.

  • Ninoska Moquete

    Estoy muy interesada y curiosa de saber sobre la Bolsa de Valores de nuestro país, que beneficios aporta a las inversiones, que riesgo hay en esa inversión. En fin, un resumen general para tener una visión global con respecto a lo que más convenga. Además, así los huevos se reparten en diferentes canastas. Gracias

    • Hola Ninoska, te invito a que descargues la Guía Pequeño Inversionista 2014 en donde podrás informarte acerca de cómo invertir en la bolsa de valores y verás cuáles otras opciones tienes para invertir en nuestro país. La puedes descargar entrando a: http://gpi.argentarium.com

Volver Arriba