El pequeño gigante

El pequeño gigante

A PAT y todo el equipo Alaver, con cariño.

No es fácil ser pequeño en un mundo de gigantes. A veces se hace cuesta arriba, o por lo menos muy costoso, cumplir con las mismas reglas que los colosos. Se dificulta aprovechar las economías de escala que ellos sí disfrutan y tampoco se cuenta con sus grandes presupuestos para lograr una gran diferenciación o proyección en un mercado financiero cada vez más competitivo y concentrado.

En gran medida, esto explica por qué, en lo que va de este siglo, la cantidad de entidades de intermediación financiera autorizadas a operar ha disminuido de 150 franquicias en el 2000 a solo 55 (y cada vez se reduce más) en 2018.

Vemos esto en la primera gráfica. Si bien es cierto que el principal factor detrás de esta consolidación ha sido la disminución de las corporaciones de crédito (que pasaron de 103 a 10), igual vemos que las asociaciones de ahorros y préstamos, cariñosamente AA&P, se consolidaron de 18 a solamente 10 mutualistas.

Dejando a un lado los colosos del subsector (Popular, Cibao y La Nacional), de 15 asociaciones medianas o pequeñas, solo han logrado sobrevivir siete.

Todas son de carácter regional o provincial y una en particular ha logrado distinguirse de las demás. Nos referimos a Alaver, o la Asociación La Vega Real, que precisamente esta semana celebra sus 55 años de existencia institucional.

En el año 2000, en términos de activos, Alaver estaba posicionada como la entidad número 25 del sector financiero con apenas RD$900 millones en sus activos y RD$177 millones de capital.

En la actualidad, con RD$10,000 millones en su balance general y una base patrimonial de RD$1,700 millones, es la entidad número 17 de toda la banca y la cuarta AA&P de mayor importancia.

Una asociación en particular ha logrado distinguirse de las demás. Nos referimos a Alaver, que precisamente esta semana celebra sus 55 años de existencia. Clic para tuitear

Luego de un ambicioso proceso de transformación estratégica, que este año cumple su décimo aniversario y en el cual tuve el honor de acompañarles profesionalmente, Alaver es clasificada “A-” (perspectiva estable) por Fitch Ratings.

La firma calificadora destacó, en su último informe, el índice patrimonial “alto, estable y acorde con la naturaleza mutualista” y denota también la “holgada posición de liquidez” de Alaver.

El pequeño gigante, como también le llamo, se ha colocado exitosamente en nuestro mercado de valores, con el respaldo de las principales administradoras de fondos de pensiones, además de contar con una opinión “limpia”, de forma consistente, por PriceWaterhouseCoopers, una prestigiosa firma de auditoría.

Fortaleza regional

Parte importante para entender el éxito de Alaver ha sido la riqueza del mercado y la población que le vio nacer y que la entidad ha mantenido como el eje central de su razón de ser institucional.

Vemos en la segunda gráfica que en el mercado minorista, o el mundo de los préstamos hipotecarios y personales, Alaver es líder en la provincia de La Vega, tal como indican las estadísticas regionales de la Superintendencia de Bancos.

Solo juntando las carteras hipotecarias de todas las demás entidades que trabajan en La Vega, incluidos los tres colosos, se logra alcanzar los RD$523 millones en financiamientos para la vivienda acumulados por Alaver a la fecha.

Así como Alaver es líder en prestarles a los más de 200,000 habitantes de la provincia olímpica, también es el principal hogar del ahorro vegano, con casi RD$7,000 millones en cuentas de ahorro y depósitos a plazo fijo, superior a las captaciones en moneda local de los gigantes Reservas, Popular y BHD León.

Claves de éxito

El enfoque regional es solo parte. Sobrevivir a los vaivenes de 55 años de historia económica dominicana obligatoriamente se debe a otros pilares sobre los que se ha construido en todo ese tiempo.

Alaver ha disfrutado, desde su fundación, del apoyo de líderes empresariales y profesionales de primer orden que han velado, por vía de su consejo de directores, por el buen manejo de la AA&P.

Pero es su capital humano, conformado por más de 400 veganas y veranos (eran solo 80 en el 2000), lo que ha logrado servir y conectar con el mercado de La Vega y solventado la confianza de sus asociados.

Claro que Alaver tiene grandes retos, por ejemplo, para presentar una oferta moderna de banca digital y para penetrar otros mercados aledaños de la región, tan necesarios para su diversificación.

Eso sí, conozco pocos ejemplos donde se ha logrado una integración como la construida por los colaboradores de Alaver con sus asociados y toda su comunidad. A ellos, en sus 55 años, ¡felicidades!


Etiquetas:
Banca pública

Audiencias
Clientes bancarios

Artículos relacionados

El presupuesto del Estado según José Rijo Presbot

Conversamos con el analista presupuestario José Rijo Presbot para conocer cómo se está ejecutando el Presupuesto General del Estado, el

CREE Banreservas, una apuesta por los emprendedores

CREE Banreservas es una apuesta de la entidad financiera por los emprendedores y se desarrolla a través de un fideicomiso

¿Dónde hacer tu primera inversión?

Eli me estaba esperando en la redacción, hasta con cierto entusiasmo. —Potrillo —me gritó desde que entré a la sala—.

Volver Arriba