La inflación bancaria

La inflación bancaria

«Todavía muchos consumidores no son conscientes del cobro de estas comisiones. Hay una brecha importante entre lo que piensa la gente que gasta y lo que realmente gasta».

Alfonso Sainz de Baranda, 
«Comisiones bancarias, las justas» 

(Abril 2014).


Así como no debemos entrar a un restaurante sin revisar su menú, no debemos adquirir un producto bancario sin previamente conocer sus beneficios, requisitos… y precios.

No cabe duda que el costo del servicio bancario en la República Dominicana, expresado en los, a veces irritantes, cargos y comisiones por servicio, preocupa a los usuarios de productos financieros.

Lamentablemente, no existe aún un mecanismo ágil y de fácil acceso para que esos mismos usuarios puedan discernir y comparar, cual si fuera un menú en línea, a cuánto ascienden esas deducciones para los principales productos.

Por esa ausencia, tampoco se lleva, por lo menos de forma pública, un «índice» que nos permitiría medir el cambio en los precios de los servicios bancarios.

Podemos darle seguimiento a las tasas de interés y su evolución, pero no es factible hacer igual análisis con los costos transaccionales del sector financiero.

Hasta ahora.

Índice de Precio al Consumidor Bancario (IPCB) de Argentarium

Para lograr nuestro objetivo, creamos una «canasta» de productos bancarios. ¿Cuáles? Los que entendemos más comunes y populares: Cuentas de ahorro en RD$ y US$, cuentas corrientes, tarjetas de crédito y tarjetas de débito.

Para cada uno de estos productos, algunos de los cuales tienen hasta 30 cargos y comisiones bancarias, identificamos una muestra de las cinco comisiones que típicamente enfrentaremos.

Igualmente seleccionamos las cinco entidades financieras (todos bancos múltiples, para asegurar comparabilidad) de mayor participación de mercado: BanReservas, Popular, BHD León, Scotiabank y Progreso. Conjuntamente aglutinan un 88% de los clientes. No es el universo, pero sí una excelente muestra.

Como esta es la primera captura de la «canasta bancaria», ahora no podemos analizar su evolución inflacionaria (o no). Luego le daremos seguimiento mensual a las futuros precios (son 125 en total) y su evolución como un conjunto, por entidad bancaria y por producto.

Hasta esa próxima entrega, observamos la poca diferenciación que existe para muchas de las comisiones y cargos. En otras palabras, estas grandes entidades parece que quieren destacarse por calidad o servicio, pero no por precio.

 

También te interesará leer:

1. ¿Con cuál banco trabajo?

2. La disciplina del mercado


Todavía muchos consumidores no son conscientes del cobro de estas comisiones. Hay una brecha importante entre lo que piensa la gente que gasta y lo que realmente gasta».
Alfonso Sainz de Baranda, «Comisiones bancarias, las justas» (Abril 2014).
Alejandro Fernández W.

Alejandro Fernández W.

Analista financiero, con más de 20 años de experiencia trabajando con el sector bancario dominicano.



Audiencias
Clientes bancarios

Volver Arriba