La transformación de la economía de China durante las últimas cuatro décadas

La transformación de la economía de China durante las últimas cuatro décadas

El economista Angus Maddison estima que alrededor de 1820 China tenía la economía más grande del mundo, medida utilizando cifras nominales. La posición alcanzada hace 200 años se deterioró por varios factores, incluyendo la Revolución Industrial en Inglaterra y sus repercusiones sobre Europa Occidental y los Estados Unidos. Otro factor fue la adopción de un sistema de planificación central desde la fundación de la República Popular China en 1949.

La tendencia cambió en favor de China luego de las reformas económicas iniciadas en 1978 por el líder Deng Xiaoping. La gráfica muestra cifras del Fondo Monetario Internacional sobre el producto interno bruto, calculado con la paridad del poder adquisitivo, indicando que China sobrepasó a los Estados Unidos en 2014. ¿Cuáles fueron los factores cruciales en la dinamización de la economía de China durante las últimas cuatro décadas?

Las transformaciones estructurales en China a partir de 1978 sucedieron en varias dimensiones. El proceso más importante involucró la movilización de trabajadores desde la agricultura a la manufactura. Click Para Twittear

El crecimiento económico está fundamentalmente enlazado con la capacidad de emplear los recursos de una economía de la forma más eficiente posible. La transformación de una economía en vías de desarrollo en avanzada involucra lo que los economistas llaman cambio estructural. Las transformaciones estructurales en China a partir de 1978 sucedieron en varias dimensiones.

El proceso más importante involucró la movilización de trabajadores desde la agricultura a la manufactura. La estrategia implica capitalizar en base a la ‘oferta ilimitada de mano de obra’ investigada teóricamente por Arthur Lewis, académico laureado con el Premio Nobel de Economía. Las autoridades también favorecieron el desarrollo de zonas económicas especiales. La actividad industrial, clave en el éxito del modelo de China, reposa sobre esos dos factores: utilización de mano de obra con salarios relativamente bajos y el establecimiento de la infraestructura necesaria para fabricar y luego vender productos en los mercados internacionales. La admisión de China en la Organización Mundial del Comercio a partir de 2001 robusteció la participación de la economía en el comercio global.

La transformación económica en China también envuelve la sustitución del modelo de planificación central prevaleciente desde 1949. Incuestionablemente, las empresas controladas por el gobierno fueron importantes en la evolución de China. Sin embargo, actualmente el papel del gobierno es menor que hace cuatro décadas y la participación del sector privado continúa creciendo.

La estrategia de desarrollo económico ha sido exitosa, pero depende, entre otros factores, de un sistema de control estricto de la migración interna de la mano de obra. Click Para Twittear

La estrategia de desarrollo económico ha sido exitosa, pero depende, entre otros factores, de un sistema de control estricto de la migración interna de la mano de obrahukou. La política referente a la residencia legal de los trabajadores ha generado desigualdades perceptibles en el acceso a los servicios de salud y a la educación formal. El próximo paso hacia el desarrollo económico sostenible demanda inversión en investigación y desarrollo conducentes a la innovación, lo cual envuelve más énfasis sobre la cantidad y la calidad del capital humano.

China enfrenta otras complicaciones derivadas del extraordinario crecimiento económico que movió millones de personas fuera de la pobreza. La evolución de la economía de China empeoró la desigualdad en la distribución del ingreso, contaminó el medio ambiente natural, y causó desbalances macroeconómicos. Remediar los desbalances macroeconómicos, por ejemplo, entre ahorro y consumo, es prioridad para la estabilidad de la economía en el mediano plazo. Por lo tanto, entender las opciones de China para el futuro implica examinar el origen, la dinámica y las posibles consecuencias de los desbalances macroeconómicos.

PIB medido en base a la paridad del poder adquisitivo 
China (línea roja) y los Estados Unidos (línea azul), 1980-2017, 
% del total mundial mostrado junto a la tendencia.

Fuente: Gráfica elaborada por el autor usando datos del Fondo Monetario Internacional.


Fotografía: Detalle de pintura en el Museo de Ningbo, China. Por José R. Sánchez-Fung.

José R. Sánchez-Fung

José R. Sánchez-Fung

José R. Sánchez-Fung es profesor de economía en la Universidad de Nottingham en China. Anteriormente, durante más de una década, impartió docencia en Kingston University (Londres). Es PhD y magíster en economía por la Universidad de Kent en Inglaterra, y licenciado en economía por la PUCMM (Santo Domingo).


Artículos relacionados

De la intención a la acción: una herramienta para empezar a actuar en nuestras finanzas

En 2005, Cliff Arnall aseguró haber encontrado una ecuación cuyo resultado era el día más triste del año –como parte

Cambio Climático: Más que un problema ambiental, un gran reto económico (1/3)

Existe mayor conciencia de que el cambio climático no es simplemente un problema ambiental sino un gran reto económico. Los

Conducta de pago en los condominios debería reportarse en burós de crédito

Los cambios en la dinámica de crecimiento económico desde la segunda mitad de los 90 contribuyeron a la aceleración del

Volver Arriba