Mintió a su madre cuando le dijo que estaba estudiando Ciencias Computacionales en la Universidad de Nueva York. En verdad, al mismo tiempo, hacía estudios de grado en Economía.

Egresado del Colegio Babeque Secundaria, Gustavo Camilo ha sabido aprovechar sabiamente los primeros años de su juventud.

Antes de irse a Estados Unidos tenía un nivel muy avanzado de inglés, idioma que aprendió tomando clases extracurriculares, mirando televisión y leyendo libros.

Si bien su educación secundaria era de la mejor calidad a la que se podía tener acceso en el país, ponerse al nivel de sus pares estadounidenses en matemáticas fue todo un desafío.

“Cuando uno llega a una universidad americana todos esos muchachos han tomado mucho cálculo… me tomó tiempo aclimatarme, pero finalmente pude”.

Contrario a lo que algunas personas recomiendan, pasó del estudio de grado a uno mucho más avanzado (su doctorado, cursado en la Universidad de Pensilvania), aunque no tenía ninguna una experiencia laboral.

“Para mi ese era en realidad el mejor camino, lo veía como mi mejor trabajo en mis 20. Estar en un doctorado es una responsabilidad de tiempo completo”.

Bien formado en Economía y en Ciencias Computacionales, ingresó a la Universidad de Pensilvania. Allí duró tres años haciendo una investigación sobre el mercado de valores de China.

doctor en economía

Gustavo Camilo. Imagen de fuente externa.

“Mi tesis se enfocó en ver qué tanto el sistema financiero chino impide la distribución óptima del capital en las compañías de China, ya que en este país existe un control estatal de la banca. Ellos deciden a quién se les darán los préstamos, los montos, dejan que las compañías estatales no paguen… entonces esos son unos subsidios implícitos que hacen que las compañías gubernamentales sean las que tengan más peso en el mercado, y no es necesariamente lo óptimo”.

Luego de haber analizado muchos datos, este veinteañero dominicano encontró que China podría crecer un 50% “de un día para otro” si se toman medidas como mover los insumos de la producción a su destino óptimo.

(Escucha el audio para ampliar sobre los hallazgos de la investigación de Gustavo Camilo)

Sus recomendaciones para los jóvenes

Además de lo que él denomina “el clásico» (estudiar mucho y sacar buenas notas), Gustavo Camilo le recomienda a los jóvenes dominicanos interesados en estudiar Economía que aprovechen las oportunidades de involucrarse en proyectos de investigación de sus profesores.

“Ofrézcanle sus servicios. Esto ayudará a que se alimenten sobre rigores de la investigación económica y son oportunidades valiosas que a mi me permitieron llegar al doctorado”.

También, sugiere aprender mucho de programación, pues explica que los doctorados se han vuelto muy técnicos, y en vez de analizar números en libretas de apuntes, la tendencia es analizar bases de datos en complejos programas informáticos.