Tablero bancario a julio 2019

Tablero bancario a julio 2019

Falta poco para ver los arbolitos de Navidad en nuestros comercios. Se acerca fin de año, por lo que es propicio nuevamente pasar revista para ver a quién se le está prestando y quiénes lo están haciendo.

El análisis lo hacemos a julio de 2019, con las cifras más recientes publicadas por la Superintendencia de Bancos. Comparamos ese corte con los números al cierre de 2018, para ver cuál ha sido la dinámica acumulada en lo que va de año.

Vemos en la primera gráfica que, en términos netos, el crédito bancario total aumentó RD$33.8 mil millones en los primeros siete meses de 2019.

Hablamos, en términos relativos, de un aumento nominal de 3.0% en ese periodo. Visto neto de inflación, hablamos de un aumento muy modesto de apenas 1.4%, por debajo del crecimiento económico registrado en igual periodo.

No ha sido mayor la dinámica crediticia general por la importante reducción evidenciada en el crédito público, que a julio se contrajo 11.6% o RD$8.3 mil millones para cerrar en RD$63.4 mil millones.

Afortunadamente, el único rubro con esa tendencia a la baja fue el de los préstamos al Estado dominicano, seguido por el muy tímido crecimiento de la cartera de crédito comercial privada.

A pesar de los esfuerzos de las autoridades monetarias, a julio de 2019 el crédito comercial privado solo aumentó un 1.4% nominal, por lo que, básicamente se ha mantenido estancado en todo lo que va del año. Clic para tuitear

A pesar de todos los esfuerzos de las autoridades monetarias, en términos de los Valdesianos de mayo y las continuas reducciones en la tasa de política monetaria, a julio el crédito comercial privado solo aumentó RD$7.8 mil millones o 1.4% nominal, por lo que, en efecto, básicamente se ha mantenido estancado en todo lo que va de 2019.

¿Dónde estuvo el mayor dinamismo? Sin lugar a dudas que en los préstamos a personas, tanto de consumo como de los hipotecarios. De hecho, y el dato sorprende, la totalidad del aumento neto del sistema, de RD$33.8 mil millones a julio de 2019, se explica por el financiamiento a cédulas de RD$34.1 mil millones.

Tanto en términos relativos como absolutos, el crédito a la vivienda fue el motor del crecimiento bancario: RD$14.7 mil millones o 8.8% mayor en siete meses.

A los hipotecarios le siguen los préstamos personales para gastos (RD$14.0 mil millones), los de vehículos nuevos (RD$1.8 mil millones), seguidos de los desembolsos del dinero plástico, tanto por la vía de consumos como de los diferidos.

Sorprende que la cartera de crédito comercial privada no haya mostrado mayor actividad, sobre todo porque una parte importante de la liberación de los recursos del encaje legal de mayo 2019 estaba especializada a ese tipo de facilidad.

Un análisis más profundo, que presentaremos en una futura entrega, nos obligaría a dimensionar por tipo de sector económico para entender el por qué ha sido tan modesto el apoyo bancario a la actividad empresarial en este año.

La banca es un negocio competitivo, por lo que siempre será de interés entender cuáles de los 50 proveedores de crédito están creciendo más. Mostramos un resumen de los primeros 20 financistas en la segunda gráfica.

Primero, resaltar que el Banco Popular logró colocarse como el principal prestamista de la banca, no solo en los créditos privados sino también en la cartera total, un liderazgo que antes llevaba Banreservas.

Entre otros cambios en el Top 20 están que, en estos primeros siete meses, el Santa Cruz superó a la Cibao, Banesco le saltó al Caribe y Ademi y López de Haro superaron a Promérica.

Los bancos de mayor crecimiento fueron Popular, BHD León, Scotia, Santa Cruz y la Cibao, mientras que solo el BDI, Promérica y Banreservas cerraron julio con una cartera menor a la de diciembre.

Casi se podría afirmar (¡increíblemente!) que todo el crédito comercial privado nuevo del año fue desembolsado por el coloso azul. En esa cartera empresarial, solo Santa Cruz logró sacar cabeza.

A Banreservas toca sacarle su plato aparte en el negocio personal: fue líder tanto en los préstamos personales (seguido por Popular y BHD León) como en los hipotecarios (seguido también por los mismos dos bancos y la Cibao, APAP y Scotia).

El año, en conclusión, no va mal, aunque nunca tan bien como en 2018.

Alejandro Fernández W.

Alejandro Fernández W.

Analista financiero, con más de 20 años de experiencia trabajando con el sector bancario dominicano.


Audiencias
Clientes bancarios

Volver Arriba