IMPORTANTE: Conoce las medidas tomadas por las entidades bancarias por COVID-19

FMI: Deuda pública de RD se incrementará a mediano plazo y el crecimiento se ralentizará

FMI: Deuda pública de RD se incrementará a mediano plazo y el crecimiento se ralentizará

Igual que la misión del Fondo Monetario Internacional (FMI) que visitó República Dominicana entre el 10 y el 20 de noviembre, los directores ejecutivos del organismo destacaron el impulso de la economía y el control inflacionario que ha tenido el país en su informe definitivo sobre la última consulta.

A la vez, advierten que “en el mediano plazo, la deuda pública se incrementará como consecuencia de los grandes déficits consolidados”, debido a las presiones de carácter fiscal que tiene el país actualmente” y que “se está generando presiones adicionales a partir de la necesidad de mantener una infraestructura y un gasto social en niveles adecuados”.

A su entender, el riesgo de la deuda pública puede mejorar su perfil si se reduce la dependencia del endeudamiento en moneda extranjera, por lo que recomienda desarrollar más el mercado de bonos en moneda local.

El FMI sostiene que enfrentar “los problemas de larga data en el sector eléctrico sigue siendo clave para la mejora de las perspectivas de crecimiento”.

También es partidario de la “disciplina fiscal” y el aprovechamiento óptimo del actual ciclo económico, así como de ampliar la base tributaria.

“Se necesita un gran esfuerzo para ampliar la estrecha base tributaria, erosionada por las exenciones y los incentivos fiscales, y para hacer frente a los gastos ineficientes, incluso en subsidios generalizados a la electricidad”, precisó el organismo financiero.

Aunque reconoce avances en las últimas décadas, propone “consolidar aún más el marco fiscal anclando la toma de decisiones anuales de política en los objetivos de sostenibilidad y mejorando la calidad del gasto”.

Ralentización del crecimiento

El FMI estima que mantener los niveles de crecimiento económico actuales (7%) será un desafío que en la medida en que pasen coyunturas externas favorables. En este sentido, expresa que espera un crecimiento económico potencial de entre 4.5 y 5%.

Según el comunicado emitido por el organismo, son igualmente desafiantes las tareas de reducir la pobreza y la desigualdad, reforzar la situación fiscal, resguardar la economía de efectos internacionales adversos y darle solución a al problema del sector eléctrico.

Dijo también que “una transición hacia una mayor flexibilidad de la tasa de cambio y la acumulación continua de reservas aumentará la capacidad de resistencia frente a los choques externos y los efectos secundarios.

“Los desafíos de la gestión de la política monetaria y la deuda cuasi-fiscal deben ser abordados a través de una mayor coordinación con las autoridades fiscales, evitando el traslape entre ambos emisores para desarrollar el mercado local de bonos y reafirmando los acuerdos de recapitalización”.

Mercado financiero resistente

La resistencia del sistema financiero se ha fortalecido en los últimos años a la par con la mejora de la supervisión bancaria, de acuerdo con las consideraciones del FMI.

Señala que “el programa de reforma regulatoria del sistema bancario debe continuar avanzando hacia las mejores prácticas internacionales” y que “la supervisión de los intermediarios financieros no bancarios sigue siendo débil”.

Sobre los últimos precisa que si bien es cierto que no son sistémicos, “es necesaria una supervisión de los riesgos inherentes, especialmente los relacionados con posibles actividades de LA/CFA”.

Crecimiento inclusivo y el lastre eléctrico

“Mantener un fuerte crecimiento económico que sea más inclusivo, requerirá esfuerzos concertados de reforma. Las reformas de las autoridades en materia de educación, el fortalecimiento de las redes de seguridad social y la promoción de la inclusión financiera deberán ayudar a impulsar el crecimiento y mejorar los resultados sociales”, expresa el FMI.

Agrega que enfrentar “los problemas de larga data en el sector eléctrico sigue siendo clave para la mejora de las perspectivas de crecimiento”.

“Entre las medidas necesarias se incluyen mejoras significativas en las redes públicas de distribución, adopción de precios de recuperación de costos, así como la reducción de la incertidumbre en el marco regulatorio. Esto último también fomentaría un clima de inversión más fuerte, necesario para estrechar las brechas de infraestructura, mientras que el incremento de la competencia del mercado de bienes y la flexibilidad del mercado laboral fortalecerían la competitividad de la economía”, enfatiza.


Volver Arriba